Economía

Precio del petróleo se dispara por tensiones en Medio Oriente

El barril de las dos principales referencias del mercado sube 2,5% a esta hora.

Galería/ Las frases que demuestran el poder del petróleo a través de la historia

Economía Por: Portafolio

Los precios del petróleo suben este martes hasta alcanzar su mayor nivel en lo que va de este mes, apuntalados por las tensiones en Oriente Medio y la posibilidad de nuevos declives en la producción de Venezuela.

A las 11:15 de la mañana hora colombiana, los futuros del crudo Brent suben 1,58 dólares (2,42%), a 67,60 dólares por barril, cerca de su mayor nivel desde fines de febrero. En tanto, los futuros del referencial estadounidense WTI avanzan 1,59 dólares (2,56%), a 63,65 el barril. 

"Las alzas de hoy se deben más a las tensiones geopolíticas que a los fundamentos del mercado, pero no se debe esperar que esto dure", dijo Tamas Varga, estratega de PVM Oil Associates.

Arabia Saudita describió el lunes como un "acuerdo defectuoso" el pacto sellado en 2015 entre Irán y varias potencias mundiales, en vísperas de una reunión entre el príncipe heredero saudí y el presidente estadounidense, Donald Trump. Ambos líderes son sumamente críticos de la república islámica.

Trump ha amenazado con retirar a Estados Unidos del acuerdo para frenar las actividades nucleares de Irán, lo que abre la puerta a nuevas sanciones contra el país asiático que podrían impactar a su industria petrolera.

Otro factor que impulsaba el martes al crudo era la preocupación por la decreciente producción de Venezuela, cuyo bombeo se ha derrumbado desde el 2005 hasta ubicarse por debajo de dos millones de barriles por día (bpd) debido a la profunda crisis económica por la atraviesa.

La Agencia Internacional de Energía (AIE) dijo la semana pasada que Venezuela era "vulnerable a un declive acelerado" en la producción y que tal escenario podría generar un déficit en el mercado global de energía.

Varga, el estratega de PVM, dijo que Venezuela representa una fuente potencial de problemas de suministros, aunque sostuvo que el mayor desafío para la Opep y sus aliados es garantizar que sus esfuerzos para equilibrar el mercado mediante los recortes de suministros no se vean socavados por alzas en la producción en otras partes del mundo.