Economía

Inflación de julio le dio tranquilidad al mercado

El Banco de la República ratificó su pronóstico de 3,3% para este año, aunque la meta es de 3%, correspondiente a la media del rango de 2 y 4%.

Juan José Echavarría

Economía Por: Javier Acosta

El resultado de la inflación de julio, entregado hace unos días por el Dane, le dio tranquilidad al Banco de la República y, en general, a los agentes del mercado.

En una presentación hecha este lunes, el gerente del banco central, Juan José Echavarría, aseguró que “buena parte del trabajo en la inflación lo están haciendo los alimentos, y eso es bueno, porque nos ayudó, aunque no debería seguir dependiendo de un solo rubro”.

(Lea: Julio, con la inflación más baja en los últimos 15 años para el mes).

El dato de julio sorprendió a todo el mercado, ya que las expectativas estaban en que este se ubicara entre 3,3% y 3,4% (anualizado) y, al contrario, quedó en 3,12%. Esto llevó a que el Emisor indicara que, a pesar de los riesgos, el índice de precios al consumidor podría llegar a corto plazo a la meta de 3%.

“Las acciones de política monetaria realizadas hasta el momento y los excesos de capacidad instalada de la economía deberían contribuir a la convergencia de la inflación al 3%. No obstante, existen riesgos que podrían hacer demasiado lento dicho proceso”,
indicó el informe del Banrepública.

A pesar de lo anterior, el mercado relajó levemente el impacto de estos riesgos en el dato de todo el 2018, cuyo resultado de 3,3% estaba peligrando por distintos factores. El centro de estudios Anif, por ejemplo, destacó que su proyección total del IPC también es de 3,3%, y de 3% sin contar los alimentos.

Sin embargo, como dijo el Banrepública, no se pueden desconocer los factores que, eventualmente, podrían incidir en un repunte del costo de vida. Entre estos están, por mencionar algunos, “un alza en el precio de los alimentos más acentuada que la proyectada para lo que resta del año, y tampoco se descarta que algunos cambios regulatorios y otros choques de oferta (como el aumento de las tarifas de aseo) generen incrementos en el precio de los servicios públicos y mantengan elevada la variación”, dijo el banco central.

CRECIMIENTO DEL PIB

Lo anterior tiene, además, un impacto directo en el crecimiento del PIB, cuyo resultado del segundo trimestre se conocerá mañana y tiene buenas expectativas por parte del Emisor y el mercado.

(Expertos proyectan mejor PIB y mayor inflación este año). 

De hecho, el dato más reciente lo confirmó el Banco de la República en su informe de inflación de agosto, presentado este lunes, en el cual indicó que el producto interno bruto (PIB) del periodo abril - junio habría aumentado 2,6%.

Según el Emisor, “esta estimación supone que el fuerte crecimiento del consumo público registrado en los tres primeros meses del año habría sido transitorio y se moderaría en el segundo. También, que la inversión en obras civiles caerá menos que a comienzos del año”.

En esta misma línea están otros analistas. Para Marcelo Carvalho y Luiz Eduardo Peixoto, economistas del BNP Paribas para Latinoamérica, la expansión trimestral sería de 0,8%, “lo que resulta en un ritmo anual de crecimiento real de 2,6%”.

Los analistas indicaron hace poco que habían revisado al alza sus proyecciones para todo el 2018, llevándola hasta el 3%, cifra que entre los miembros de la junta directiva del Banco de la República es cada vez más realista.

Para el dato del segundo trimestre, no obstante, otros expertos no son tan optimistas. Por ejemplo, el grupo de investigadores económicos de Corficolombiana prevén que la expansión del PIB habría sido de 2,4%, que, en cualquier caso, es menor a la registrada entre enero y marzo, cuando creció 2,8%. Sin embargo, agregaron, “dicho crecimiento continuaría siendo mayor al 1,8% registrado en todo 2017, confirmando que continúa el proceso de recuperación de la actividad productiva local”.

Así mismo opina el grupo de investigaciones económicas del Banco de Bogotá, los cuales proyectan un 2,5% para el periodo abril - junio, aunque en una nota publicada aseguraron que el consenso de analistas ve el 2,6% como dato más seguro.

En general, más allá de preguntarse cómo quedó el primer semestre, el mercado estará pendiente a partir de mañana del comportamiento de la economía nacional para el segundo semestre del año.

Las perspectivas son claras: están entre 2,5% y 3%, aunque en los últimos días esta última cifra ha tomado más fuerza. De hecho, en su intervención de ayer, el gerente del Emisor indicó que en la junta directiva toma más fuerza que ya está en plena recuperación la economía nacional.