La dimensión de la catástrofe japonesa crece con los días | Finanzas | Economía | Portafolio
1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada

Finanzas

La dimensión de la catástrofe japonesa crece con los días

Las dimensiones de la destrucción causada por el seísmo de 8,8 grados en Japón se profundizan con el paso de las horas y son al menos 1.700 los muertos o desaparecidos y más de 300.000 los japoneses que han sido evacuados.

POR:
marzo 14 de 2011 - 05:00 a.m.
2011-03-14

En la tarde del sábado, el Gobierno nipón decidió desplegar a 50.000 militares para atender las tareas de rescate en una amplia franja de su costa oriental, golpeada por el fuerte terremoto y el también devastador tsunami del viernes, que arrastró todo a su paso. El primer ministro, Naoto Kan, calificó lo ocurrido como un desastre “sin precedentes” para su país y reconoció que el tsunami posterior fue mucho mayor de lo esperado, con olas de hasta diez metros de altura. Unas 9.500 personas, más de la mitad de la población de Minami Sanriku, en la provincia de Miyagi, estaban todavía sin localizar dos días después del paso de un fuerte tsunami con olas de hasta diez metros por el pueblo. Miyagi, Iwate y Fukushima son las provincias más afectadas por el temblor de mar y tierra, que ha llegado a borrar del mapa a pueblos enteros. El último cómputo oficial habla de 620 muertos y 650 desaparecidos, pero los medios japoneses los incrementan hasta 1.700 víctimas confirmadas y desde que se produjo el seísmo el balance no ha dejado de aumentar. En cinco provincias de la costa oriental del archipiélago nipón, más de 300.000 personas han sido evacuadas mientras se calcula que 3.400 edificios quedaron destruidos y se produjeron 200 incendios, y son 5,5 millones los japoneses que se han quedado sin electricidad. En la provincia de Iwate, ciudades como la localidad costera de Rikuzen Taka, de 24.709 habitantes, prácticamente desaparecieron. “Más del 90 por ciento de las casas de tres localidades costeras han sido arrasadas por el tsunami. Si miro desde el cuarto piso del ayuntamiento, no veo casas en pie”, comentó un funcionario municipal de Futaba, en la provincia de Fukushima. La cadena de televisión NHK emite constantemente las impactantes imágenes de cómo el tsunami se llevó por delante con su fuerza mayúscula edificios y coches en algunas localidades, mientras, de cuando en cuando, una alerta en un mapa de Japón avisa de que otro temblor está a punto de suceder. Mientras tanto, las replicas del terremoto no paran, 24 horas después del fuerte terremoto se produjeron más de 150. El seísmo ha provocado además la paralización temporal de numerosas actividades económicas, políticas, deportivas y sociales en Japón. La Dieta (Parlamento) no retomará su actividad hoy, mientras los tres principales fabricantes de automóviles nipones, entre ellos el líder mundial Toyota, han decidido paralizar la producción en todas sus fábricas en Japón. Así mismo se suspendió la Liga Japonesa de Fútbol y las competiciones de béisbol, hasta una fecha indeterminada. LLEGAN EQUIPOS DE RESCATE La comunidad internacional no se demoró en empezar a enviar equipos de rescate al devastado Japón, un día después de la tragedia la ONU envió un grupo para ayudar en los trabajos de coordinación. “Son nueve expertos que están entre los más experimentados que tenemos para lidiar con catástrofes. Ayudan a evaluar necesidades y a coordinar la asistencia con las autoridades japonesas”, dijo Elisabeth Byrs, portavoz de la Oficina de Coordinación de la Asistencia Humanitaria de la ONU (Ocha, por su sigla en inglés). El equipo de funcionarios de ayuda en situaciones de catástrofe de la ONU incluye a personas que hablan japonés y a un experto ambiental, agregó Byrs. Así mismo llegaron grupos de rescate de Australia, Nueva Zelanda, Corea del Sur y Estados Unidos, Singapur y Suiza, este último conformado por un equipo de cerca 25 expertos en rescate y médicos, acompañados de nueve perros rastreadores. El equipo suizo también está encargado de buscar víctimas bajo los escombros dejados por el tsunami, dijo Toni Frisch, jefe de la Unidad de Ayuda Humanitaria Suiza. La unidad suiza es un cuerpo de milicia con un contingente de al menos 700 personas listas para la acción, cuyas habilidades abarcan la ingeniería, la sismología, las telecomunicaciones y la cirugía de guerra. Gran Bretaña también dijo que enviaría ayuda, tras recibir una petición de Japón. El país está enviando 63 miembros equipos de búsqueda y rescate y dos perros a Japón. El grupo lleva hasta 11 toneladas de equipamiento incluyendo equipos para alzar cargas pesadas y de corte. “La gente habrá visto la escala de esto, es realmente devastador, así que necesitaremos una gran respuesta internacional coordinada”, dijo el ministro de Relaciones Exteriores, Jeremy Browne. - Automotrices se paralizan Los tres grandes fabricantes nipones de automóviles, Toyota, Nissan y Honda, anunciaron que sus fábricas en el país estarán paralizadas hasta tanto no se evaluen las condiciones de seguridad de las mismas y por problemas de suministro. En dos de las plantas de Nissan se produjeron pequeños incendios.helgon

Compartir