EE. UU. importaría menos crudo en 2020 | Finanzas | Economía | Portafolio
1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada

Finanzas

EE. UU. importaría menos crudo en 2020

El presidente de EE. UU., Barack Obama, propuso ayer recortar en un tercio las importaciones de petróleo de su país para 2020, un ambicioso objetivo que se propone conseguir mediante ahorros en el consumo y la explotación de fuentes alternativas.

POR:
marzo 31 de 2011 - 05:00 a.m.
2011-03-31

Obama delineó ayer esta iniciativa en un discurso en la Universidad de Georgetown, en Washington, en el que expuso sus propuestas para una mayor seguridad energética en momentos en los que los precios del crudo alcanzan niveles récord y la energía nuclear se encuentra en entredicho ante los acontecimientos en Japón. Aunque reconoció que “no hay soluciones rápidas” para las alzas en los precios, subrayó: “seguiremos siendo víctimas de las oscilaciones en los mercados petroleros a menos que seamos serios sobre una política a largo plazo para obtener energía asequible y segura”. Así, puntualizó que cuando llegó al poder en enero de 2009 EE. UU. “importaba once millones de barriles diarios. En algo menos de una década” se habrá “recortado esa cifra en un tercio”. Para conseguir esta meta, el presidente estadounidense, que siempre ha querido hacer de la reforma energética una de sus prioridades políticas, planteó una serie de propuestas. Entre otras cosas, indicó que se aumentará la producción nacional estadounidense, mediante nuevas prospecciones y la expedición de nuevas licencias para la explotación, incluidas en aguas profundas, siempre bajo “estándares estrictos de seguridad y responsabilidad” para evitar una repetición del vertido en el golfo de México el año pasado. En el caso del petróleo extranjero, y ante la incertidumbre que suscita MedioOriente, se potenciará el suministro procedente de países como México o Brasil, donde se han descubierto reservas que podrían comenzar a explotarse en los próximos cinco años. Además, Obama propuso aumentar el uso de energías alternativas, desde los biocombustibles al gas natural. En este contexto, el presidente indicó que ha instruido a los departamentos de Energía y Agricultura y a la Marina de EE. UU. para que colaboren con el sector privado con el objetivo de crear “biocombustibles avanzados” que puedan hacer funcionar camiones y aviones de combate y comerciales. En los próximos dos años, prometió, se establecerán al menos cuatro biorefinerías de última generación. También abogó por la fabricación de vehículos que consuman menos petróleo, al recordar que el 70 por ciento del consumo de crudo se emplea en transporte. Para 2015 se ha fijado la meta de lograr un millón de vehículos eléctricos en las carreteras del país. HELGON

Compartir