1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada

Finanzas

España registró en 2010 un déficit menor al esperado

Madrid/AFP. El déficit público español bajó en 2010 y quedó en 9,2 por ciento del PIB, menos de lo que esperaba el Gobierno, al igual que la deuda pública, que aunque siguió subiendo (60 por ciento del PIB) lo hizo menos de lo esperado en un momento en que la economía intenta remontar y el desempleo no baja.

POR:
marzo 02 de 2011 - 05:00 a.m.
2011-03-02

El déficit público se elevó en 2010 al 9,24 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB), indicó el Ministerio en un comunicado, en baja frente al 11,1 por ciento registrado el año anterior, empujado por la crisis económica que llevó a la economía española a sumirse un año, el 2009, en la recesión. “El desequilibrio de las cuentas públicas fue el año pasado de 98.227 millones de euros, frente a los 117.306 millones” del año anterior, en que el déficit alcanzó el 11,1 por ciento del PIB, indicó el Ministerio. El déficit se ha reducido en 12 meses en cerca de 20.000 millones de euros en un año en que el Gobierno español tuvo que tomar una larga lista de medidas de ahorro, a demanda de la Unión Europea, para reducir el déficit hasta el 3 por ciento del PIB en 2013, en línea con el límite fijado por la Eurozona. Entretanto, el Gobierno se comprometió a bajarlo hasta el 6 por ciento en 2011 y hasta el 4,4 por ciento en 2012. El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, ya había anunciado en enero que el déficit de 2010 sería “algo mejor” del 9,3 por ciento previsto por el ejecutivo, lo que se cumplió con la cifra difundida ayer, y además aseguró que el país cumplirá de manera “incuestionable” con el objetivo de rebajarlo hasta el 6 por ciento en 2011. El incremento del déficit público español fue tanto mayor durante la crisis cuanto que, en los tres años anteriores, las finanzas públicas habían gozado de un superávit que llegó a alcanzar el 2,2 por ciento del PIB en 2007, destacandose de entre los principales países europeos. A partir de 2008, este indicador pasó al rojo. La crisis hizo subir la deuda pública La deuda pública española, tradicionalmente más baja que la media de los países de la Eurozona, siguió la tendencia al alza de los últimos años, azuzada por la crisis, y en 2010 fue del 60 por ciento del PIB, menor del 62,8 por ciento previsto por el ejecutivo español, pero siete décimas mayor que el 53,2 por ciento registrado en 2009. ADRVEG

Compartir