Internacional

El oscuro secreto que esconde la ‘minería’ detrás del bitcóin

Según algunas estimaciones, el consumo de energía para generar la criptomoneda equivale a tres millones de hogares de EE. UU. o el consumo individual de 159 países.

Bitcoin

Internacional Por: Javier Acosta

El bitcóin tiene un secreto. La criptomoneda fascina a los mercados con grandes alzas en tanto los inversores acuden en masa hacia un activo que solo existe en el ciberespacio. Pero la creación de cada uno tiene consecuencias: un enorme uso de energía, inclusive de los combustibles que más contaminan.

Un ejemplo de ello son ocho galpones de metal de 100 metros de largo en el norte de China. Bitmain Technologies Ltd. administra una torre de servidores en Erdors, Mongolia Interior, con unas 25.000 computadoras dedicadas a resolver los cálculos codificados que generan cada bitcóin.

Toda la operación usa electricidad producida con carbón, al igual que cada vez más ‘minas’ de criptomonedas que están surgiendo en China. El uso de electricidad de la industria mundial tal vez ya equivalga al de 3 millones de hogares estadounidenses y supere el consumo individual de 159 países, según el Índice Digiconomist Bitcoin Energy Consumption.

A medida que se crean más bitcoines, aumentan el grado de dificultad de los cálculos que generan fichas y la necesidad de electricidad. “Producir esto se volvió contaminante”, dijo Christopher Chapman, analista de Citigroup.

Por supuesto, la energía siempre formó parte del ADN del bitcóin. Satoshi Nakamoto creó el sistema que otorga monedas virtuales por resolver rompecabezas complejos y utiliza un libro contable digital codificado para monitorearlo.

A medida que el mercado fue creciendo y transformándose de un hobby a un fenómeno global, las grandes redes fueron necesitando cada vez más poder informático. El precio del bitcóin se disparó más de 2.000% en los últimos 12 meses y tocó el récord de más US$17.800 el viernes.

China, que obtiene un 60% de su electricidad del carbón, es la operadora más grande de ‘minas’ informáticas y probablemente represente un cuarto de la electricidad utilizada para crear criptomonedas, según un estudio de la industria publicado en abril por Garrick Hileman y Michel Rauchs, de la Universidad de Cambridge.

Las estimativas de cuánta electricidad se usa en la creación de criptomonedas varían mucho, desde la producción de un reactor nuclear hasta el consumo de toda la población de Dinamarca. Pero los analistas están de acuerdo en que el uso de electricidad de la industria se está expandiendo rápidamente.

El uso total de electricidad en la minería del bitcóin aumentó 30% en los últimos 30 días, según Alex de Vries, analista de blockchain de 28 años de la empresa contable PwC. “El consumo de energía es una locura”, aseguró de Vries, que creó el blog Digiconomist para mostrar los riesgos. “Si comenzamos a usar esto a escala global, matará el planeta”.

Bloomberg