Jubilación

Doble asesoría para cambio de régimen pensional amplió su cobertura

Desde el primero de enero entraron a beneficiarse de este mecanismo las mujeres de 37 años en adelante y los hombres a partir de los 42 años.

Santiago Montenegro, presidente de Asofondos.

Jubilación Por: Julian David Calderon Hortua

La doble asesoría, que empezó a operar hace más de un año, es un mecanismo de apoyo para que los trabajadores cuenten con información amplia y suficiente en caso de considerar un posible cambio de régimen pensional. En su primera fase la doble asesoría aplicaba sólo para mujeres con 42 años o más y hombres mayores de 47 años.

(Lea: Los fondos gestionados por el sector financiero, con rentabilidad récord)

Sin embargo, desde el pasado primero de enero del 2018, el beneficio de la doble asesoría abarca nuevos segmentos de edad de los trabajadores, para que con mayor tiempo de anticipación a la edad de pensión tengan la asesoría de expertos y tomen las decisiones que más les convenga con una mejor información.

(Lea: ¿Qué hacen los pensionados con su dinero?)

La doble asesoría empezó a aplicar en el caso de mujeres desde los 37 años y en el de los hombres a partir de los 42 años.

“Este mecanismo ha sido un importante logro para los trabajadores y para sus decisiones en caso de considerar un cambio entre regímenes pensionales. En 2017, 61.454 personas han tomado la doble asesoría, asegurando así tener la información necesaria, en ambos lados, para decidir de manera racional en un asunto tan importante como es el futuro pensional. Cerca de una tercera parte sin embargo no ha tomado una decisión de traslado”, aseguró Santiago Montenegro, presidente de la Asociación Colombiana de Administradoras de Fondos de Pensiones y Cesantía, Asofondos.

Cabe resaltar que la doble asesoría se irá ampliando a más personas, gracias a que desde el 1 de octubre del 2018, todos los trabajadores podrán gozar de este mecanismo si están considerando un posible cambio de régimen pensional.

¿CÓMO FUNCIONA LA DOBLE ASESORÍA?

Para obtener esta doble asesoría, el trabajador debe contactar a la administradora de pensiones a la que está vinculado o a la que se desea cambiar, y solicitarla. Se le agendarán dos citas de asesoría.

En una de las citas, un representante del régimen en el que se encuentra en ese momento le mostrará cómo va su ahorro, sus aportes, (si es del privado le explicará la evolución de sus rendimientos), las semanas que ha cotizado y las que le faltan, entre otros aspectos, para aconsejarle la que en ese régimen sería su mejor opción.

La siguiente cita será con el asesor del otro régimen. Allí se le mostrarán al trabajador las condiciones en las que se daría el ahorro y la formación de su pensión en caso de que finalmente decida hacer el cambio de régimen, teniendo en cuenta su caso particular, es decir, sus semanas cotizadas, si alcanza o no a cumplir con las semanas requeridas, y otros aspectos, para determinar cuál es la mejor opción que tendría en este régimen.

La decisión la toma cada persona una vez ha pasado por las dos citas y ha resuelto sus dudas.

Con la ampliación a un mayor rango de edad para tomar la doble asesoría, se pretende que los trabajadores cuenten con el asesoramiento de expertos y les ayuden a tomar una mejor decisión para forjar el camino a la pensión.


Julián Calderón H.
julcal@eltiempo.com