Negocios

Con tres proyectos, les abren paso a los mercados urbanos

Detrás de este nuevo modelo, que empieza en Bogotá, está la firma Ópera Inversiones, que no descarta la extensión del concepto a otras ciudades.

BoHo Food Market

Negocios Por: Portafolio

El modelo de los mercados urbanos, que privilegian la buena comida a buenos precios y de alta calidad en centros de las ciudades –como existen en Madrid, Roma, Barcelona o Nueva York–, llega a Bogotá.

Los tres proyectos, planeados hasta el momento en Bogotá, los presenta Ópera Inversiones, un vehículo inmobiliario de inversiones que también participa en planes de vivienda estudiantil. El primer complejo bajo el concepto BoHo, aplicado en gastronomía con Food Market, y al diseño, arte y la cultura con Expo, estará listo para agosto próximo.

(Lea: La gastronomía, ‘salvavidas’ de los centros comerciales

Ambos estarán en el centro comercial Usaquén Plaza, en el norte de la capital. Los otros dos están previstos en las zonas de La Macarena y el centro de Bogotá, los cuales se inaugurarán entre el 2019 y el 2020.

Además, se analiza la posibilidad de abrir en ciudades como Cali y Medellín.
El primero de Bogotá, en Usaquén, está inspirado en la tendencia de “comer en el mercado” con una oferta basada en los productos frescos de alta calidad.

(Lea: Cierran restaurantes pero sube número de aperturas

“Traeremos a Bogotá una tendencia que se extiende con fuerza en el mundo los ‘mercados urbanos’. En un mismo lugar, encontrarás gastronomía nacional e internacional a precios asequibles, cultura y ocio, en un privilegiado escenario arquitectónico y urbano como lo es Usaquén”, afirma María José Ramos, directora de desarrollo de negocios de Opera Inversiones Urbanas.

Por su parte, BoHo Expo busca acoger a más de 100 talentos nacionales para el diseño y artes diversas (música y pintura, entre otras). A estos comerciantes se les pueden arrendar los espacios por tres meses como mínimo.

En total, son 4.000 metros cuadrados, de los cuales, dos pisos son de gastronomía, uno de mercado y, al frente está el espacio de diseño.

Como particularidad, la zona de gastronomía que reúne 24 puntos de comida no tendrá marcas.

“Hicimos este espacio para que los chefs y apasionados por la cocina puedan mostrar su arte. Las cocinas están equipadas y son entregadas al experto por mínimo un año. La administración, recaudo de las ventas y hasta la proveeduría de ingredientes que provendrán del mercado la hará la administración del sitio”, señaló María José Ramos.