Empresas

Brookfield busca el 100% de Gas Natural ESP, pero debe cumplir ciertas condiciones

Hoy el fondo de inversiones canadiense tiene el 59,1% de las acciones. El resto lo tienen la Empresa Energía de Bogotá (25%), Porvenir (10,26%) y otros fondos de pensiones y accionistas minoritarios (el 5,64%).

Brookfield

Empresas Por: Julian David Calderon Hortua

El fondo de inversión canadiense Brookfield, que el pasado 17 de noviembre adquirió el 59,1% de las acciones de Gas Natural ESP que estaba en poder de la española Gas Natural Fenosa, ahora irá por el remanente de las acciones de la compañía, que está en manos de varios accionistas.

(Lea: La historia detrás de la venta de Gas Natural a Brookfield)

Si bien esta era la intención inicial de Brookfield, en principio se lograría a través de una Oferta Pública de Acciones (OPA) de desliste, con la que se sacarían del mercado las demás acciones de la compañía. Sin embargo, la Superintendencia Financiera de Colombia le pidió a Gas Natural garantizar el principio de libre concurrencia al mercado de valores a los demás accionistas, por lo que estas condiciones del acuerdo inicialmente pactado fueron aclaradas.

(Lea: La venta de Isagén jalonó la inversión extranjera directa)

Ahora, si Brookfield quiere adquirir el 100% de las acciones de la compañía de distribución minorista de gas natural, deberá "lanzar una oferta pública de adquisición por el 100% de las acciones igual al precio base menos los dividendos que hayan sido declarados y pagados respecto de cada acción y/o que razonablemente pueda esperar que sea pagado antes de la liquidación y compensación de la oferta pública de adquisición", indicó la Superintendencia Financiera.

Es decir que deberá proponer una OPA para, en una operación que se realizaría a través de la Bolsa de Valores de Colombia, hacer la compra del 40,9% de las acciones que están en manos de otros accionistas como la Empresa Energía de Bogotá (25%), Porvenir (10,26%) y otros fondos de pensiones y accionistas minoritarios (el 5,64%).

Para que los planes del fondo canadiense se concreten deberán suceder dos cosas. La primera, que la Superfinanciera apruebe la propuesta de OPA que deberá hacer; la segunda, que los demás accionistas accedan a participar de ella.

La OPA de adquisición, de acuerdo con lo establecido por la Superfinaciera debe cumplir con las siguientes condiciones:

“2.3.1. Que no haya ley, resolución, sentencia u orden de una autoridad gubernamental que suspenda, prohíba o declare la nulidad de los actos jurídicos estipulados en el Acuerdo Marco de Adquisición y que no haya proceso o procedimiento iniciado ante autoridad estatal o judicial que pretenda declarar la nulidad o ineficacia de los actos jurídicos estipulados en el Acuerdo Marco de Adquisición.

2.3.2. El Comprador deberá haber obtenido la autorización de integración por parte de la Superintendencia de Industria y Comercio.

2.3.3. La oferta pública de adquisición deberá haber sido aprobada por parte de la Superintendencia Financiera de Colombia”.

Frente a este tema, Valora Inversiones anticipó que la operación, que se acordó a un precio por acción de GasNatural de $75.900 (para un total de $1,65 billones), significaba también que -sin querer- el Grupo Energía Bogotá (GEB) podría ser socio de Isagen. Esto tomando como referencia que el GEB tiene 9.229.121 acciones de la empresa equivalentes al 25%.

"También se dijo en ese momento que pensando en el futuro, cabe preguntarse si Brookfield no querrá quedarse con el 100% de las acciones de GasNatural en Colombia y comprar su participación a los demás accionistas. Si ello sucediera, el GEB obtendría ingresos por $700 mil millones -si es que se toma el mismo precio base de venta-”, agregó Camilo Silva, gerente de Valora Inversiones.

Con el cambio de condiciones también cambiaría el valor de la operación. Brokkfield pasaría de pagar 1,75 billones de pesos a pagar 2,80 billones de pesos, a razón de multiplicar 36.917.588 acciones correspondientes al 100% del capital suscrito de la sociedad por el precio base de $79.500 cada una.