1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada

Empresas

Fundación Corona, 55 años con la comunidad

Espera que el Modelo de Empleo Inclusivo llegue a más administraciones locales del país.

Ángela Escallón Emiliani, directora ejecutiva de la Fundación Corona.

Ángela Escallón Emiliani, directora ejecutiva de la Fundación Corona.

Cortesía

POR:
Portafolio
septiembre 07 de 2018 - 08:30 p.m.
2018-09-07

Han pasado 55 años desde que la familia Echavarría Olózaga dio vida a la Fundación Corona, que se ha dedicado a impulsar el desarrollo social, la calidad de vida y la equidad en Colombia.

Su directora ejecutiva, Ángela Escallón Emiliani, hace un balance sobre la gestión de la Fundación y los avances de sus diferentes programas, al tiempo que explica los desafíos.

(Lea: ‘Lo que la Fundación Corona produce es un bien público’)

¿Cuál es el balance de la Fundación en estos 55 años?

La Fundación Corona es una fundación familiar, creada en 1963 por la familia Echavarría Olózaga. En sus inicios se enfocaba en promover el crecimiento de las comunidades cercanas a las plantas de la Organización Corona. En los 90 pasó a ser una fundación de segundo piso, trabajando a través de alianzas y generando modelos innovadores. Su misión es contribuir al fortalecimiento de capacidades para impulsar el desarrollo social, la calidad de vida y la equidad en Colombia. Hace 5 años la Fundación decidió apostarle a la educación para promover la movilidad social, por medio de la Educación Orientada al Empleo y la Educación para la Participación Ciudadana. Algo que siempre está en el centro de los valores de la Fundación es la articulación de actores relevantes frente a temas de gran importancia. Actualmente tenemos 162 socios.

(Lea: Colombianos quieren vivir en ciudades más sostenibles ambientalmente

¿Qué programa destacaría?

Podríamos decir que los que consideramos de mayor alcance son: el modelo de empleo inclusivo, que articula diferentes actores en torno a las temáticas, etapas y metodologías relacionadas con la “ruta” hacia la vinculación laboral de la población más vulnerable del país (personas con discapacidad, mujeres, víctimas del conflicto armado, minorías étnicas y jóvenes). El modelo permite guiar políticas públicas y diseñar y potenciar iniciativas que promueven el empleo inclusivo.

(Lea: Fundación Corona, medio siglo de servicio al país

En el tema de incidencia ciudadana estamos formulando el Modelo Participa+ que es un conjunto de lineamientos teóricos y prácticos para proponer estrategias de fortalecimiento de liderazgos ciudadanos y de interacción efectiva entre la ciudadanía y las instituciones públicas en doble vía. Por 20 años hemos implementando el modelo Ciudades Cómo Vamos, el cual es un ejercicio de veeduría que hace seguimiento a la calidad de vida en las ciudades. Este ejercicio genera información valiosa tanto para ciudadanos como para gobernantes, y sirve de insumo para la toma de decisiones.

¿Cómo se podría resumir en cifras el impacto de la gestión en este tiempo?

La Fundación ha hecho parte de hitos como la creación del Fondo de Desarrollo Empresarial, el desarrollo de la política de microempresas, apoyó la creación de la Ley 100, participó en la creación de Corpoeducación, el centro de Gestión hospitalario y la Asociación de Fundaciones Empresariales. En los últimos 5 años, la Fundación se ha enfocado en responder a la pregunta de cómo se hacen escalables y sostenibles las soluciones a complejos problemas sociales. Por ello, la fundación “abre trocha” construyendo modelos replicables. Para mencionar algunas cifras puntuales, en el Modelo de Empleo Inclusivo se desarrollan 12 proyectos.

La Fundación ha centrado esfuerzos en zonas del país como Urabá o la zona cafetera donde diferentes iniciativas se articulan y dan mayor alcance a los temas que más nos preocupan: permanencia, pertinencia y articulación para llegar a la empleabilidad.

La Fundación trabaja con el apoyo del Ministerio de Trabajo y Alcaldías en 8 ciudades en Colombia para fortalecer sus políticas de Empleo Inclusivo; además, se han cualificado con las buenas prácticas de este Modelo a más de 7 iniciativas de formación pertinente. En 2017 se formaron más de 2.000 participantes y colocamos a más de 1.000 personas en empleos formales.

En el Modelo para la Participación Ciudadana, en el cual la Fundación y sus aliados han desarrollado Índices para aumentar la incidencia y fomentar la participación de los ciudadanos, se resaltan la Red de ciudades Cómo Vamos, que articula los programas Cómo Vamos en 13 ciudades capitales y 35 municipios, lo cual representa al 30% de la población del país y 70% del PIB de Colombia. Contamos con otros índices adicionales como los Objetivos de Desarrollo Sostenible para las ciudades, el Índice de Progreso Social, Primera Infancia Como Vamos, Indice de Ciudades Universitarias, Empleabilldad entre otros.

¿Cómo les ha ido con los bonos de impacto social, qué planes tiene en el futuro en este campo?

Los Bonos de impacto Social son un mecanismo innovador que busca transformar la forma en la que se resuelven problemas sociales por medio de un esquema de financiación de pago por resultados. El primero en Colombia, que también lo es en un país en desarrollo, fue estructurado con el DPS, la Secretaría de Asuntos Económicos de Suiza, el BID-FOMIN, Fundación Bolívar Davivienda, Fundación Mario Santodomingo, Corporación Inversor, Instiglio y Fundación Corona. Tiene como objetivo que 766 personas de poblaciones vulnerables consigan, y permanezcan por lo menos 3 meses en un trabajo formal. Se trabaja en este Bono desde 2017 y a la fecha hay 609 personas empleadas. Además, se está diseñando un nuevo Bono de Impacto Social en Cali, buscando transformar la forma de financiar y ejecutar proyectos de empleo inclusivo en esta ciudad.

¿La Fundación trabajará en nuevos frentes en el futuro?

En el futuro se espera que el Modelo de Empleo Inclusivo llegue a más administraciones locales del país y sea utilizado por los actores involucrados en la empleabilidad de población vulnerable.

Con los Bonos de Impacto Social se continuará trabajando con diferentes aliados para probar el modelo y lograr que el gobierno cambie la forma de contratar los servicios sociales.

Finalmente, fortalecer el involucramiento ciudadano por medio de un modelo que entienda las dinámicas que hay en cada territorio, como la interacción entre las personas y los gobernantes, llegando a procesos de co-construcción.

Compartir