‘Dar por Colombia’ | Opinión | Portafolio
1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada
José Manuel Acevedo

‘Dar por Colombia’

Quizá sin saberlo, los ‘jóvenes famosos’ están cerrando brechas de manera efectiva con sus pares más

José Manuel Acevedo
POR:
José Manuel Acevedo
marzo 06 de 2011
2011-03-06 08:47 p.m.
http://m.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/18/56c650db9c38a.png

 

No se acaba la primera ola invernal cuando ya estamos en la puerta de otra. Las autoridades la ven venir impotentes y los pueblos que todavía flotan después de la primera racha de lluvias, se preguntan aún con más impotencia si serán los próximos en desaparecer.
Si estuviéramos en Estados Unidos, los ex presidentes colombianos por fin encontrarían oficio y se unirían para buscar fondos en el exterior, como lo hicieron Bush padre y Bill Clinton ante la tragedia del Katrina, poniendo su prestigio y sus conexiones con los más poderosos al servicio de una causa que nunca tuvo color político.
Pero estamos en Colombia y algunos se conforman con lo que ‘debe hacerse’ y nada más. Por fortuna, no todos piensan igual. Así, ha aparecido desde hace algunos meses la iniciativa ‘Dar por Colombia’ que lidera un grupo de gente joven, talentosa y casi icónica para muchos.
Es, como advertirían algunos publicistas y creativos, un movimiento ‘fashionista con sensibilidad social’. Dar por Colombia, es un modelo de auténtica sinergia en pleno siglo XXI: jóvenes referentes, ídolos si se quiere, que juntan su fama y con su propio ejemplo se dedican a hacer ‘algo más’.
La diferencia está en que no se limitan con cantar, posar para una foto o asistir a un evento de filantropía aislado. Son genuinos emprendedores sociales que planifican y conducen cada una de las actividades que se organizan con el fin de recoger fondos. Priorizan la ayuda, se sincronizan con el Estado y la Cruz Roja, evitando la duplicidad de esfuerzos y acuden directamente a las comunidades receptoras del apoyo para implementar eficientemente su proyecto.
¡Y lo están logrando! Ya se sabe que construirán 53 casas en el corregimiento Doña Ana, en el departamento de Sucre, con un costo en su primera fase de 900 millones de pesos.
Quizá sin saberlo, los ‘jóvenes famosos’ están cerrando brechas de manera efectiva con sus pares más desdichados. Niños y jóvenes son las mayores víctimas de estas tragedias naturales, pues resisten lo suficiente para no dejarse morir, pero en su tarea de supervivencia lo intentan todo y si no reciben ayuda suelen pasar muy rápidamente de pobres y desamparados a criminales por necesidad. Con ‘Dar por Colombia’, el último escenario ya no es una opción.
Armados de sus cuentas de Twitter, han logrado un efecto multiplicador impresionante. Además, en esta época de proselitismo salvaje, es consolador saber que unos ciudadanos famosos, desprovistos de intereses electoreros, están sirviendo al país sin más agenda que la de ayudar.
Por eso, la próxima vez que vea a Isabella Santodomingo hablando en la televisión, o a Maurizio Mancini, dueño de los mejores sitios de entretenimiento en Bogotá, convocando un ‘rumbón’ o al hijo mayor del Presidente, Martín Santos, ganando un juego de póker en público, entienda que lo que hacen no es un asunto de pura pantalla, sino que detrás de ellos y de un batallón de famosos más, existe un ejemplo dignísimo de seguir, que merece todos nuestros aplausos. Gracias a ellos, dar por Colombia por fin significa de verdad eso: ¡Dar por Colombia!

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado