1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada
Juan Carlos Archila

El país que somos y queremos ser

Juan Carlos Archila
POR:
Juan Carlos Archila
abril 23 de 2012
2012-04-23 04:52 a.m.
http://m.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/18/56c65233c28e2.png

Fui uno de los 500 empresarios que atendió la cita de la Cumbre de las Américas, la semana pasada en Cartagena. La reunión dejó valiosas enseñanzas y un camino importante por recorrer.

Lo primero es obvio, pero fundamental: los retos del desarrollo y la prosperidad son comunes al sector público y privado.

Las alianzas público-privadas en diversos temas del desarrollo, se imponen no solo como instrumento de cooperación y solidaridad, sino como una visión común para impulsar la prosperidad.

Educación, conectividad, innovación, infraestructura, son campos, entre muchos otros, en los cuales, tal como lo señaló el presidente Juan Manuel Santos, empresas y gobiernos pueden unir esfuerzos para hacer realidad la transformación social.

El éxito del Gobierno en Cartagena es el éxito de Colombia entera.

Allí mostramos el país que somos y queremos ser: líder, tolerante, abierto, confiado de su presente y construyendo un mejor futuro. Un país ejemplo para el hemisferio, porque ha superado inmensos desafíos, mostrando la fortaleza de sus instituciones y la determinación de sus gentes.

Pero es también el triunfo del buen gobierno. Comcel y todas las empresas operadoras de telecomunicaciones tuvimos un gran reto en esta cumbre y lo cumplimos: una demostración de cómo sector público y privado pueden trabajar juntos. Bajo el liderazgo del Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, Colombia es hoy una nación en franco desarrollo en un sector como el nuestro, clave para la competitividad del país.

El Gobierno cumplió con sus responsabilidades de anfitrión y coordinador de la Cumbre, y nosotros, las empresas operadoras, con las nuestras: prestar un servicio óptimo de telecomunicaciones que respondió a la demanda de los usuarios más exigentes del mundo.

Delegaciones presidenciales y diplomáticas, servicios de seguridad, periodistas, empresarios de todo el hemisferio.

Miles de teléfonos inteligentes, computadores, transmisiones en directo y diferido a todo el planeta.

Nos sentimos convocados por el Gobierno y el BID en este esfuerzo, y esperamos que lo que ocurrió por primera vez en Cartagena a nivel del diálogo entre jefes de Estado y empresarios, tenga desarrollo y seguimiento. La ejecución es lo esencial en este momento.

Si el presidente Santos llamó a este encuentro como la “cumbre de la sinceridad” por los temas que se abordaron a nivel político, nosotros los empresarios podríamos llamarla la “cumbre del compromiso público-privado”.

Estamos listos a continuar aportando dentro del mecanismo definido por los países, para la participación de las empresas del hemisferio.

Juan Carlos Archila

Presidente de Comcel

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado