1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada
Juan Lucas Restrepo Ibiza
columnista

Por el suelo

Por razones productivas, económicas y ambientales es necesario que los productores analicen sus suelos antes de fertilizar.

Juan Lucas Restrepo Ibiza
POR:
Juan Lucas Restrepo Ibiza
diciembre 20 de 2017
2017-12-20 08:12 p.m.
http://m.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/24/56cdc21375ef2.png

A finales del 2015, Corpoica firmó una alianza con las empresas Servientrega y Efecty para prestarle a los productores agropecuarios un servicio de análisis de suelos que les permitiera decidir objetivamente cómo fertilizar sus cultivos.

Esta alianza permitió habilitar 1959 Centros de Soluciones en 750 municipios del país, en los cuales los productores pueden comprar el servicio y despachar sus muestras de suelo. Al llegar las muestras a los laboratorios de Corpoica son analizadas y se produce un resultado y una recomendación de fertilización que se envía de vuelta a los productores.

Al cierre del 2017, el servicio superó las 6.500 muestras y sus resultados proveen información muy valiosa sobre la actividad agropecuaria y la cultura productiva nacional, sobre todo porque no existe un servicio con la cobertura geográfica ni el tamaño del que presta Corpoica a través de este convenio.

Una primera conclusión es que no existe la cultura de analizar los suelos por parte de los productores. Un problema tipo huevo o gallina. La ausencia histórica de servicios de suelos en buena parte del territorio nacional y la prácticamente nula asistencia técnica prestada a los productores en esta materia, muestra una brecha enorme y mucho trabajo por delante para el naciente Sistema Nacional de Innovación Agropecuaria (SNIA).
Las 6.500 muestras son un gran logro, pero a la vez casi nada frente a las 2,37 millones de unidades productivas agropecuarias (Upas) censadas por el Dane en el 2014.

Sin embargo, la demanda por el servicio es creciente y los datos comienzan a revelar información interesante. Han llegado muestras de 760 municipios de todos los departamentos, excepto de San Andrés y Providencia. El 31,8% de las muestras llegaron desde Cundinamarca, Antioquia y Nariño, que tienen el mayor número de Upas. También han llegado muestras de productores de municipios remotos como Mitú en el Vaupés, Bojayá en Chocó y Río de Oro en el Cesar.

De 139 cultivos o sistemas de producción distintos que han acudido al servicio, el de mayor número de muestras ha sido el de pasturas, con 1.024 muestras (15%). Aguacate ocupa un sorprendente segundo lugar, con 596 muestras (9,1%), lo que denota una dinámica importante por parte de productores que están haciendo las cosas bien. El tercer lugar, con 549 muestras (8,4%), corresponde a cacao, y demuestra que en este cultivo comienza a incorporarse buenas prácticas.

Cultivos como café, con 244 muestras (3,7%); plátano, con 221 (3,4%); maíz, con 213 (3,2%); arroz, con 199 (3,0%), y palma, con 39 (0,6%), que cubren grandes extensiones y son fertilizados regularmente, señalan una baja participación en este nuevo servicio, aunque algunos como café, arroz y palma tienen otras alternativas desde sus gremios. Y sorprende la participación de cultivos emergentes como sacha-inchi, moringa, quinua y hasta cannabis medicinal en manos de productores que quieren hacer bien la tarea.

Por razones productivas, económicas y ambientales es necesario que los productores analicen sus suelos antes de fertilizar. Para que esto suceda, hay que lograr que el servicio de extensión agropecuaria, definido en el SNIA, comience a marchar y los productores accedan a conocimientos técnicos en esta materia. También es clave la difusión y las mejoras continuas en el servicio, en términos de tiempos de respuesta, y el desarrollo de TIC que aumenten el valor del análisis para el productor.

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado