1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada
Ricardo Ávila
Brújula

La opción del nuevo peso

La idea de quitarle tres ceros al peso vuelve a quedar en manos del Congreso.

Ricardo Ávila
Director de Portafolio
POR:
Ricardo Ávila
abril 12 de 2018
2018-04-12 09:35 p.m.
http://m.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/09/56ba4e7b94041.png

Tras la radicación del proyecto de ley “por medio del cual se crea una nueva unidad monetaria y unidad de cuenta del país”, la idea de quitarle tres ceros al peso vuelve a quedar en manos del Congreso. Aunque sobre el papel la iniciativa podría recibir el respaldo de los parlamentarios, es difícil sacarla adelante, pues no solo quedan apenas dos meses largos hasta el final de la legislatura, sino que el margen de maniobra del Gobierno saliente es prácticamente nulo a la hora de ganar adeptos en el Capitolio.

No obstante, valdría la pena que el articulado merezca ser debatido, pues la propuesta tiene méritos que exigen un análisis detallado. Aparte del argumento en el sentido de que se reducirían los costos de transacción, está el hecho de plantear un periodo de transición largo que comenzaría el primero de enero del 2020 y duraría tres años.

Dicha fase permitiría reducir los costos para el Banco de la República, pues el papel moneda que está en circulación tendría que ser reemplazado de todas maneras, debido a que su vida útil es limitada. Por otro lado, habría tiempo suficiente para hacer pedagogía y evitar trastornos, de manera que la población pueda acostumbrarse de forma gradual a la presencia del nuevo peso.

Y aunque no faltarán quienes digan que el país merece preocuparse por asuntos más importantes, no está de más entender que un número importante de economías ha seguido la misma senda en el pasado, comenzando por América Latina. De hecho, hoy en día nos encontramos en el grupo de naciones del mundo con una tasa de cambio nominal elevada.

Es verdad que Irak está peor, al igual que Vietnam, Indonesia o Laos, para no hablar de Venezuela, en donde son necesarios 451.000 bolívares para comprar un billete con la imagen de Washington. Podemos seguir como antes y la vida continuará su curso. No obstante, también podemos emitir el nuevo peso y hacer las cosas de manera más eficiente, minimizando traumatismos. Esa es la opción.

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado