1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada

Economía

El plan de alivios económicos para deudores del Icetex

Se contemplan ocho medidas para ayudar a usuarios con dificultades de pago y rezago académico.

Estratos bajos no pagarán intereses en el Icetex
POR:
Portafolio
enero 11 de 2020 - 03:46 p.m.
2020-01-11

Tras 69 años de creación, el Icetex se enfrenta a la reforma integral más profunda en toda su historia.

Más de 120.000 colombianos tienen problemas de pago y permanencia en la educación superior por la reglamentación de ese instituto. Por eso, a finales del año pasado, el Gobierno, estudiantes y profesores universitarios presentaron un plan de alivios e incentivos económicos para ayudar a antiguos y próximos beneficiarios.

(Cada vez menos jóvenes llegan a la educación superior). 

Ese plan contempla ocho medidas de corto y mediano plazo que pretenden atacar factores como insolvencia, dificultades de pago, desempleo y rezago académico. Las de corto plazo entrarían en vigencia a finales del primer trimestre de este año y las otras requieren de una ley, que se radicaría en marzo.

"Tenemos 653.000 beneficiarios. Algunos están en situaciones complejas porque no terminaron su educación superior o no han encontrado trabajo luego de graduarse y deben pagar la obligación financiera", dice Manuel Acevedo Jaramillo, presidente del Icetex.

La reforma de esa entidad, planteada en los acuerdos suscritos entre el presidente Iván Duque y estudiantes en diciembre del 2018, consta de cinco ejes: financiación y características del portafolio de servicios, acompañamiento al estudiante, transformación digital, gobernanza y estructura, y plan de alivios e incentivos. Este último, por ser el más requerido y urgente por los usuarios, se acogió como la primera medida en estructurarse en la comisión de la reforma de ese instituto, dice Acevedo.

El plan de alivios está divido en dos conjuntos: cuatro medidas de corto plazo y cuatro de mediano plazo. Las primeras, explica Acevedo, se dividen así: la entidad estima que hay más de 15.000 personas en mora y pendientes de normalizar su situación financiera, lo que significa el 2,29 % del total de usuarios activos. Ante este panorama, se estableció condonar intereses corrientes vencidos para usuarios con mora entre 31 y 90 días.

A modo de ejemplo, Daniel Torres, representante de los usuarios del Icetex e integrante de la comisión de reforma, dice que "esto significa que si usted tiene una mora de tres meses y debe 1’800.000 pesos, le condonarían 700.000, de forma que para normalizar su obligación pagaría 1’100.000 en 1 o 2 cuotas".

Acevedo indica que con esta medida "se ayudará a disminuir la deserción, porque si el joven no está al día, no puede renovar el crédito para el siguiente semestre y así la universidad no lo dejará matricularse (…)".

(Ante permanentes reclamos, el Icetex será reformado). 


No obstante, el incentivo debería ser mayor, sugiere Cristian Reyes, de la Asociación Colombiana de Estudiantes Universitarios y de la Juventud Comunista e integrante de la comisión de reforma, pues afirma que las condonaciones "deberían ser del 100 %" y en la propuesta "son menores, argumentando crear una cultura de pago". Y agrega: "No se puede hablar de cultura de pago teniendo en cuenta el desempleo juvenil".

Una petición recurrente entre los usuarios del Icetex es ampliar los giros para el plan de estudios, pues en ocasiones deben realizar semestres adicionales para terminar sus carreras o adelantar procesos de doble titulación. Según la entidad, hay 8.000 jóvenes en esas situaciones. La idea es pasar de 12 a 14 giros durante la carrera académica.

Sin embargo, hay voces en contra de esta medida, pues afirman que el monto de la deuda crecerá. "Seguimos condenando a los jóvenes a que tengan mayores deudas y los salarios no les alcanzan para pagar, sobre todo en estratos bajos. Aquí lo importante es que haya un acompañamiento", dice Patricia Rincón, exvicepresidenta financiera del Icetex.

Otro punto es permitir que los estudiantes cambien hasta una vez y durante el desarrollo de los estudios la línea de crédito elegida. "Cuando los jóvenes y las familias eligen una línea, hay unas condiciones económicas vigentes. Sin embargo, se presentan situaciones en las que esa línea ya no se ajusta a las características del núcleo familiar. Hoy la entidad no permite el cambio. Deben permanecer con ella hasta el final, y eso incide en temas de deserción", indica Acevedo.

Sobre esta medida, Rincón advierte que se trata de "un paño de agua tibia", porque "cuando se tiene una deuda con un banco se permite refinanciar las veces que sea necesario. Lo importante es que se cumpla con la obligación. El problema de fondo es que el Icetex no tiene un score de crédito y por eso es tan limitado el accionar en el cambio de las condiciones del crédito".

En la comisión de la reforma, que se desarrolló en el 2019 y en la que participan plataformas estudiantiles, profesorales, representantes del Gobierno y usuarios de la entidad, se planteó ampliar los plazos de pago, luego de las reiteradas solicitudes que llegan a la entidad (en el 2019 se recibieron 4.146 requerimientos).

Para dar solución a esas solicitudes, el plan propone –según el presidente del Icetex– extender "entre un 30 y 40 por ciento más" el tiempo para efectuar los pagos a la entidad. "Esta ampliación hará que tengan un menor valor que cancelar y puedan mantenerse al día".

Para que estas medidas entren en funcionamiento, las debe aprobar en pleno la junta directiva del Icetex, que se reunirá a finales de enero. De tener luz verde, Acevedo calcula que entrarían en vigor a finales del primer trimestre.

SE NECESITA UNA LEY 


Para las medidas de mediano plazo es necesario que el Gobierno tramite una ley en el Congreso, debido a que se requieren recursos para condonar capital, explica Daniel Torres, vocero de los usuarios del Icetex.

En este paquete de alivios, Torres resalta el tránsito voluntario al modelo de pago contingente al ingreso, es decir, que el usuario no pagará si no tiene empleo y no habrá intereses de mora ni reporte negativo en las centrales de riesgo.

"Actualmente existe la Ley 1911 de 2018 de financiación contingente al ingreso, pero esta prohíbe que los usuarios transiten a esa modalidad (expuesta con anterioridad). Así que se debe derogar o modificar", expone.

(Icetex podrá renegociar parte de la deuda de estudiantes morosos). 


Resalta que en el plan de alivios se busca condonar un porcentaje del crédito adquirido si el estudiante, después de graduado, genera impacto social (investigación, docencia, trabajar en el sector público, etcétera).

La propuesta de la comisión también contempla beneficios para los que están al día. Los estudiantes que hagan pagos anticipados podrán condonar un porcentaje de intereses, o inclusive, de capital.

El Icetex explica que se modificarán algunas reglas en fondos administrados por la entidad (Generación E, comunidades negras, etc.) para facilitar otorgamiento de apoyos. Los miembros del comité de reforma afirman que hay fondos que instauran condiciones (promedio académico, número máximo de semestres, entre otros) que con el tiempo los estudiantes pierden y se quedan sin beca.

El presidente del Icetex señala que el plan de alivios normalizará la situación de muchos usuarios con la entidad, "y podrán volver, en algunos casos, a sus estudios de educación superior".

Una opinión similar tiene Daniel Torres, y añade que el plan “está diseñado en torno a las exigencias y a los testimonios de los usuarios”. Y advierte que se debe prestar atención a las medidas que pasarán por el Congreso. "Le manifestamos esa preocupación al Presidente, y se comprometió a poner su gobierno a disposición de la reforma", agregó Torres.

INTERESES DE ICETEX, INFERIORES A LOS PRÉSTAMOS BANCARIOS 


Las tasas de interés que cobra el Icetex para financiar los estudios superiores de miles de colombianos son muy inferiores a la generalidad de préstamos del sistema financiero, y solo equiparables a las establecidas para la compra de vivienda.

Mientras el costo de un crédito educativo en el ente oficial oscila entre el 3,8 por ciento (nivel de la inflación en 2019) y el 12,18 por ciento efectivo anual, según el plazo que se elija para el pago de este, las tasas de un crédito hipotecario estaban alrededor de 11,29 por ciento, según el Banco de la República.

Pero la diferencia es muy amplia si se compara con otras líneas, como consumo, microcrédito o tarjetas de crédito.

Un préstamo de los primeros tiene un costo de entre 13,55 y 18,66 por ciento efectivo anual para plazos de uno a cinco años. En los segundos, ese valor es mucho mayor porque las tasas aplicadas van desde el 16,46 al 37,25 por ciento; mientras que financiarse con tarjeta implica tasas de entre el 23,82 y el 25,87 por ciento.

Ahora, si la opción es el sobregiro, el costo rondará el 23,46 por ciento.

En cuanto a créditos educativos privados, algunos bancos tienen préstamos cuyas tasas están entre el 16,76 y el 28,16 por ciento, según el plazo elegido.

¿CÓMO ASUMIRÁ EL ICETEX LOS COSTOS DE LAS CONDONACIONES?


El presidente del Icetex, en diálogo con EL TIEMPO, dijo que el comité de reforma se reunirá a finales de enero para continuar con los próximos ejes (ver nota principal).

¿Cómo asumirá el Icetex los costos de las condonaciones de intereses corrientes y vencidos?

En ese caso hay unas partidas presupuestales que la entidad asumiría para ello. En la mayoría de los casos de corto plazo implica ajustar el flujo de caja de la entidad. Lo que buscamos con este plan de alivios es facilitar los pagos.

Existen usuarios que no lograron completar su carrera, se encuentran en amortización y deben grandes cantidades de dinero, ¿ellos podrán hacer uso de los giros extras para terminar sus carreras?

Los giros extras solamente están disponibles para quienes están estudiando. Lo que buscamos con este plan de alivios es que aquellos que no lograron terminar puedan encontrar la ruta a través de las líneas que están establecidas y así logren reincorporarse al sistema de educación superior. Lo que más nos afecta a todos como país es un joven usuario del Icetex que no logre terminar sus estudios.

¿Qué beneficios habrá para los 52.000 usuarios del Icetex cuya cartera fue vendida a la central de inversiones Cisa?

El instituto hace varios años tomó la decisión de vender la cartera castigada al Cisa. Es una decisión que para nosotros no fue la más conveniente, en tanto que desnaturalizó la relación que tenía el Icetex con esos usuarios. Lo que estamos haciendo es invitando a esa central de inversiones a nuestras jornadas ‘Icetex más cerca de ti’ para que esos 52.000 usuarios puedan acercarse y acogerse a las medidas que esta entidad tiene para ellos.

¿Cuándo se radicará el proyecto de ley para continuar con el plan de alivios?

Hemos establecido que será una iniciativa mixta entre Congreso y Gobierno, que esperemos radicar en el segundo periodo de la legislatura, es decir, en marzo, y que entre a los cuatro debates que le corresponden.

Camilo Peña Castañeda
Redacción Educación con apoyo de Economía y Negocios

Compartir