1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada

Empresas

‘Administrar la conectividad, un reto empresarial’

Natalya Mokarochkina, de Schneider Electric, analiza y explica la importancia de procesar los datos.

Natalya Mokarochkina

Natalya Mokarochkina, quien es la actual vicepresidente comercial senior para la división internacional de TI de Schneider Electric, habla de la importancia de administrar los datos.

Archivo particular

POR:
Portafolio
agosto 20 de 2019 - 07:22 a.m.
2019-08-20

Almacenar los datos procesados, lo cual implica una acertada administración de la conectividad, es un desafío que tienen hoy las organizaciones.

Así lo plantea l a ejecutiva Natalya Mokarochkina, vicepresidente comercial senior para la división internacional de TI de Schneider Electric.

“Lo que me gusta de la región, específicamente de Colombia, es que no solo las personas están muy centradas en el camino hacia la digitalización, sino que además el Gobierno mejora los planes en ese sentido”, señaló.

¿Qué se debe hacer para crecer en la adopción de nuevas tecnologías?

Hace diez años apareció la primera nube pública y toda la industria creía que debía migrar a ella, lo que produjo un auge en la implementación de centros de datos.
Luego resultó que había un problema con la latencia, que es el tiempo que tarda un dato en estar disponible desde que es solicitado. Hoy en día, se necesita procesar mucha información y solo parte de ella requiere ser almacenada.

Entonces, el mundo enfrenta un nuevo desafío que es procesar todos los datos almacenados, ya que más del 70% de los cálculos se realizan al interior de dispositivos Edge (computación perimetral). Este proceso es vital ya que permite que la información generada por múltiples dispositivos basados en IoT sea agregada, procesada y analizada por un dispositivo de cómputo local.

Por otra parte, la prioridad debe ser el cliente, sus necesidades y la manera en que puedan integrar soluciones innovadoras que le permitan avanzar a la digitalización, al crecimiento de su negocio y a solucionar sus requerimientos.

¿Qué ventajas y perspectivas tienen la región?

Lo que me gusta de la región, específicamente de Colombia, es que no solo las personas están muy centradas en el camino hacia la digitalización, sino que además el Gobierno mejora los planes en ese sentido.

Este contexto lleva a que las empresas busquen nuevas vías de transformación para avanzar en la economía digital. Estos países tienen muchos desafíos en términos geográficos, que se traducen en retos de conectividad, y los cuales deben ser superados empezando por la enorme cantidad de dispositivos que requieren ser conectados.

¿Cuáles son las estadísticas al respecto?

Según un estudio de Statista, en 2018 el 43% de la población en América Latina contaba al menos con un smartphone. A su vez, una encuesta global elaborada por Schneider Electric sobre el futuro del Internet de las Cosas, en la cual participaron 2.500 responsables de negocio, indicó que el IoT creará nuevas oportunidades para sus empresas a corto plazo y mejorará la eficiencia de sus negocios y otros aspectos, lo cual ratifica que la que región debe seguir avanzando en la transformación digital de sus economías mejorando la conectividad entre empresas y personas.

¿Qué hacer para no quedarse de las tendencias?

Las empresas necesitan servicios en la nube para almacenar la información, pero también requieren algo para procesarlo todo más cerca del cliente final, y ahí es donde el Edge Computing se vuelve relevante.

Además, para el cliente es fundamental saber cómo se transforma el Capex (gasto de capital) a el Opex (gasto operativo), un tema en el que Schneider Electric aporta a través de sus productos. La infraestructura física puede estar compuesta por un microcentro de datos ubicado en exteriores, o puede ser una unidad de distribución de energía, más una UPS y un servidor en un entorno con aire acondicionado.

Estas soluciones aportan a la evolución de la infraestructura digital, pues evitan problemas de latencia, ya que fomenta un ecosistema de conectividad entre Edge y la nube, que es donde se presenta la mayoría de las fallas.

Para 2025 la cantidad de dispositivos conectados será diez veces más que el total de personas conectadas en todo el mundo.

Por ejemplo, en el caso de Colombia se alcanzó 30,4 millones de conexiones a internet de banda ancha en el primer trimestre de 2018. Ante esto, las compañías deben enfrentan el reto de administrar esta conectividad y predecir fallas futuras. Con la información que recopilan estos dispositivos, el cliente puede comprender, por ejemplo, cómo está el funcionamiento de sus servidores y decidir si hay datos que deberían almacenarse en otro lugar.

¿Por qué es relevante la transformación en términos de costos?

Porque las nuevas tecnologías son vehículos que permiten disminuir el valor de operación, ya que hay una mayor optimización en los procesos y se reducen los costos de mantenimiento del espacio. Además, al tener dispositivos conectados digitalmente es más factible administrarlos, ya que se tiene información en tiempo real sobre su estado y si hay una falla esta puede ser resuelta remotamente.

¿Cuáles son los desafíos para las empresas?

El problema principal es procesar los datos más cerca al cliente, y la solución es hacerlo más eficiente. Otros de los grandes retos es el espacio, la eficiencia y la seguridad de la información.

Un ejemplo de ello es el recién inaugurado centro de datos de la Corporación Ecuatoriana para el Desarrollo de la Investigación y la Academia (Cedia), desarrollado con soluciones de Data Center de Schneider Electric.

No solo se adapta a la disponibilidad de espacio, mantiene protegidos los datos almacenados y controla el consumo de energía, sino que permite que la operación sea más eficiente y sostenible.

¿Cuáles son sus soluciones de IoT?

Contamos con nuestra arquitectura basada en el IoT, abierta y escalable, llamada EcoStruxure.

Esta plataforma ofrece soluciones digitales para cuatro segmentos de mercado finales: Data Center, Building, Industry & Grid. Por ejemplo, permite maximizar la eficiencia energética y la sostenibi- lidad, al tiempo que proporciona información y mitiga riesgos de manera proactiva. Con este servicio se puede optimizar la disponibilidad y el rendimiento de los equipos y promover la innovación y la interoperabilidad abierta.

Igualmente, permite gestionar la operación de una manera más inteligente, productiva y rentable. Nuestra arquitectura ofrece un valor agregado en torno a la seguridad, confiabilidad, eficiencia, sostenibilidad y conectividad para los clientes. Además, la solución aprovecha los avances en IoT, movilidad, nube, detección, análisis y ciberseguridad para la toma de decisiones empresariales fundamentadas en la gestión de datos accesibles en tiempo real, sin interrumpir el proceso de operación del negocio.

Compartir