1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada

Empresas

Bayer ampliará su operación local

La decisión de duplicar la producción en Barranquilla es efecto de la compra de Monsanto, dijo el presidente de Bayer en los países andinos.

Mathias Kremer, presidente de Bayer en los países andinos.

Mathias Kremer, presidente de Bayer en los países andinos.

César Melgarejo/ Portafolio

POR:
Portafolio
mayo 21 de 2019 - 10:15 p.m.
2019-05-21

La alemana Bayer tendrá lista en el 2020 una ampliación de su planta en Barranquilla que le permitirá duplicar su capacidad de producción. Así lo anunció el presidente de la compañía en los países andinos, Mathias Kremer, al explicarle a Portafolio los planes que tiene la firma en Colombia.

El ejecutivo, quien también es gerente agrícola para Centroamérica, resaltó la importancia de la sostenibilidad y la innovación en las estrategias de crecimiento de la empresa.

¿Cómo le fue a Bayer en el primer trimestre y cuáles son las expectativas?

En Colombia vamos bastante bien, en 2018 tuvimos un buen negocio. Estamos en 350 millones de euros en venta en los países andinos. Este año arrancó un poco difícil, especialmente en la agricultura ya que hemos visto bastante sequía. Ahora esperamos que con la lluvia mejore el panorama. Pero, en general estamos contentos.

(Lea: Monsanto condenado a pagar millonaria multa por negligencia)

¿En ese monto, cuánto aporta Colombia?

El país tiene un peso importante en América Latina. Es un poco más de 50% en el total del negocio que tenemos en la región. Y si vemos por áreas, agricultura se lleva la mitad del mercado tras la adquisición de Monsanto. Un 30% es farmacéutica - con radiología- y el resto es, básicamente, ‘consumer health’ (medicamentos de venta libre) y la parte de sanidad animal.

¿Cuál es la expectativa de crecimiento del año?

Entre 5% y 6 % y lo vemos factible. El clima está mejorando.

(Lea: Bayer recortará 12.000 empleos, el 10% de su fuerza laboral

¿Cuál es el foco hoy?

Todas las estrategias están enfocadas en innovación. Traemos al país productos nuevos, ya sea para los agricultores o para los pacientes. En agricultura siempre hemos desarrollado moléculas nuevas pero también estamos desarrollando híbridos, ahora con la adquisición de Monsanto. Y avanzamos también en la digitalización. La idea es ofrecer a los agricultores soluciones integradas para darles valor.

En la parte de salud estudiamos muchas moléculas y tenemos productos interesantes para este campo. También hacemos un acompañamiento a los pacientes y velamos porque se extienda a zonas alejadas donde se dificulta el acceso de servicios. La innovación no debería ser solo para un pequeño grupo de ciudadanos sino para todos.

(Lea: Venta de productos de Bayer crecerían 10% en el país

¿Cómo es la digitalización en el agro?

Por ejemplo, algo que desarrollamos en Ecuador y vamos a traer a Colombia. Es un dron que vuela por los campos. Toma fotos de alta resolución y con la calidad del color verde que se ve, se puede empezar a ver prácticamente si las plantas tiene nematodos o no, y podemos recomendar al agricultor si se aplica el producto en la zona afectada. Así, la agricultura se ahorra mucho producto, es un uso eficiente y dirigida.

Lo otro es que en Colombia, con el cultivo de las flores lo más importante es encontrar el momento ideal para la poda. Muchos factores influyen para lograrlo y creamos un sistema que analiza esas variables y hace recomendaciones a las empresas para aplicar los productos. En general, creemos en la agricultura moderna sostenible.

Sostenible no significa una producción orgánica. Tenemos que fomentar una agricultura en la que se pueda producir más con menos.

¿Cómo se ha materializado la compra de Monsanto en el país?

Cerramos la adquisición y el día uno para trabajar juntos empezó el 21 de agosto. Vamos a terminar la integración en los próximos dos meses y luego seguiremos con todo lo estratégico que corresponde al trabajo de los clientes.

Eso se está haciendo en todos los países del mundo y aquí lo hacemos desde Guatemala hasta Perú.

¿Qué planes de inversión tienen para este año?

Estamos invirtiendo mucho en investigación y desarrollo, más o menos cinco millones de euros cada año porque tenemos la finca cerca de Cali, como parte de una red global para investigar productos nuevos que al final llegan al mercado colombiano.

En el plano de salud, hacemos estudios clínicos en análisis de productos.

Igualmente, tenemos la planta de producción en Soledad, cerca a Barranquilla. Allí tenemos 180 empleados que están produciendo agroquímicos.

Ahora, gracias a la compra de Monsanto, vamos a ampliar nuestra producción, incluso, casi a duplicarla. Hoy estamos exportando 150 millones de euros desde allá a muchos países de Latinoamérica. Vamos a ser el exportador alemán número uno aquí en el país. Esto es algo muy positivo y que nos llena de mucho orgullo.

¿Cuánto producen y cuándo entrará en operación esa expansión?

Hoy está en 12.800 toneladas y eso se va a duplicar, lo cual está planeado para 2020. No va a ser una inversión muy grande porque esa planta tiene todavía capacidad, pero lo que sí necesitamos es más gente para operar. Monsanto producía fuera de Colombia y eso lo vamos a traer al país.

¿Cómo ven el uso del glifosato en nuestros países?

Es el producto agroquímico más grande del mundo y un 40% de ese es proveniente de Monsanto, y ahora de Bayer. El otro 60% corresponde a otras empresas que lo producen y comercializan.

Es indispensable y está ayudando a facilitar el trabajo en el campo. Las malas hierbas afectan la actividad agrícola. Hay un uso fuerte en soya y en maíz en Estados Unidos, Argentina y Brasil, países donde el producto está permitiendo una agricultura muy sostenible porque los agricultores no tienen que arar el campo. Todo el mundo cree que remover la tierra es necesario, pero esto no es conveniente debido a que se pierde la fertilidad del suelo.

En otras palabras, el uso del glifosato está facilitando una agricultura sin arar porque se aplica, se eliminan las malas hierbas y se ahorran muchos pasos. Es una agricultura sostenible. Es un producto indispensable y positivo para el agro.

En el país se asocia para eliminar cultivos ilícitos, ¿qué opina?

La discusión aquí sobre el uso de glifosato en cultivos ilícitos es una discusión que terminó en 2015, cuando se dejó de hacer. Nosotros como Monsanto, ahora Bayer, no estamos metidos en la aplicación y la venta después de 2012. No nos metimos en esto ni nos vamos a meter. Nosotros registramos el producto para el uso agrícola, donde se está generando valor para los agricultores.

¿Por qué no les interesaría ser proveedores para eliminar cultivos ilícitos?

Porque es un tema muy político en el que no nos queremos meter. El producto es completamente seguro para todos los usos.

congom@portafolio.co

Compartir