1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada

Empresas

‘Hay que trabajar para que los chinos hagan compras locales’

Así lo plantea Carlos Arturo Zuluaga, presidente corporativo de Acesco, frente a las oportunidades de negocio que traerá el Metro de Bogotá. 

Carlos Arturo Zuluaga, presidente corporativo de Acesco.

Carlos Arturo Zuluaga, presidente corporativo de Acesco.

Mauricio Moreno

POR:
Portafolio
febrero 13 de 2020 - 10:37 p.m.
2020-02-13

Con el proyecto del Metro de Bogotá en camino, es importante que la industria nacional empiece a demostrarle a los contratistas chinos que hay cabida para proveedores colombianos.

Así lo planteó el presidente corporativo de Acesco, Carlos Arturo Zuluaga, al analizar los negocios potenciales que tiene esa compañía en el marco de la celebración de sus 50 años.

(Acesco presente e innovando en infraestructura). 

“Estamos muy contentos con el camino que hemos recorrido, han sido muchos los éxitos y los hitos que hemos completado. Pero también estamos celebrando el inicio de nuestros siguientes 50 años. Ahí es donde se presentan grandes retos y posibilidades en el mercado”, afirmó en diálogo con Portafolio.

Para el empresario, Acesco que abarca el negocio de cubiertas y techos, en el caso de la megaobra que se construirá en la capital ve oportunidades en la construcción de las estaciones y los puentes.

“Va a ser un reto si el encargado de la construcción que es chino utiliza sus productos o nosotros como industria local vamos a poderlos convencer de que también estamos en capacidad de participar en esas obras”.

Acesco, subraya Zuluaga, está empezando los contactos, pero ahora viene un proceso que se siguió en el caso de Reficar con la empresa de Estados Unidos que estuvo al frente de este proyecto.

(Acesco pide agilizar protección para la industria del acero). 


“En ese caso, el contratista no tenía la obligación de comprarle a proveedores en el país, pero con la Cámara de Fedemetal de la Andi, hicimos unos trabajos intensos con los empresarios para exponer los productos, mostrar en qué se podía participar y cómo se podía responder a las necesidades. Y seguramente creo que es lo mismo lo que va a pasar con el Metro de Bogotá”, señaló Carlos Arturo Zuluaga.

Mientras esas posibilidades se abren paso, existe mucho por hacer en medio de un bajo consumo de acero en el país. “Hay algo crónico con el bajo consumo per cápita de este material. Hoy es de 80 kilos por persona” dijo.

En Costa Rica es de 120 kilos, en México es de 300. En Corea está entre 500 y 600 kilos.

“Esos ejemplos dan una idea de la magnitud de las oportunidades que tiene el mercado local para el crecimiento del negocio. Este es un país que ha crecido a base de cemento o madera y es todo un legado cultural que se ha venido cambiando. El uso de acero ha sido dinámico ahora y en bodegas, centros comerciales se ha utilizado. Ahí ya hay un terreno por aprovechar”, dijo el directivo.

OPORTUNIDADES

Adicionalmente, la compañía está atenta a la construcción de puertos, proyectos urbanísticos, locales, oficinas y bodegas.

Igualmente, opinó, queda por conquistar el sector de la vivienda donde la construcción metálica tiene una participación muy baja.

(Acesco apostará a la innovación y a sacarle el jugo a sus inversiones). 


En particular, hay un potencial identificado en la Vivienda de Interés Social.

Acesco ha trabajado también con Fedemetal, de la Andi, y el Ministerio de Agricultura para construir unos módulos de casas en acero que se instalen en 10 días y que sirvan para tratar de subsanar el déficit que hay en unidades habitacionales.

EL ASBESTO

Otro foco de atención en los negocios tiene que ver con todo lo relacionado con la sustitución del asbesto.

Según Zuluaga, muchos millones de metros cuadrados del país están techados en este material. Entonces el acero y los productos nuestros son apropiados y los llamados a remplazar esas cubiertas.

Para atender esa necesidad, aseguró, “hemos iniciado una línea de negocio que se llama Generación Ozono, donde hemos identificado una serie de proyectos grandes e importantes para llegar con una propuesta completa. Esto incluye desmontar y disponer del producto porque hay unas reglas ambientales muy severas, volver a construir e incorporar puentes de energía solar o manejo de aguas lluvias para reutilizaciones en procesos”, señaló.

La empresa colombiana le apuesta al concepto integral y sabe que la adopción del cambio no será muy rápido. “Muchos lo harán cuando se deteriore completamente el techo, o cuando traslade una planta. Hay muchas opciones pero nosotros nos estamos moviendo para empezar a generar esa necesidad y nos encarguen a nosotros el paquete completo”, explicó el presidente corporativo de Acesco.

CONTRABANDO y EE.UU.

Para el empresario, otro reto es “acomodarnos a unas condiciones de mercado cambiantes, con productos chinos en gran cantidad, baratos, con contrabando técnico y producto fuera de especificaciones, donde nosotros y toda la industria ha tenido que enfrentar desafíos y reinventarse en la manera como se enfrenta esa situación de mercado”.

Indicó que es frecuente el caso de importadores que quieren mantener la posibilidad de vender sus productos en posiciones arancelarias que sean de cero. “Atacamos esa posición y aparecen en otra, y entonces hay que hacer un trabajo muy intenso para acabar con esto”, afirmó.

Igualmente, denunció el contrabando físico. “Hemos visto en los llamados Sanandresitos productos como los perfiles metálicos que se usan en la construcción mediana a unos precios que, francamente, no cubren ni la materia prima y empresas que aparecen y desaparecen. Por eso, estamos trabajando con la Dian y con el Gobierno para ver cómo controlamos eso”.

De otro lado, otro punto en la mira de Acesco es Estados Unidos. Zuluaga dice que la decisión de ese país de establecer aranceles para esos productos abre posibilidades en ese mercado pero la idea es lograr que el país le de a Colombia algún privilegio, habida cuenta del Tratado de Libre Comercio.

“No fuimos exitosos con el Presidente Santos y no hemos tenido tampoco resultados con el Gobierno Duque. Sabemos que la manera de manejar las relaciones bilaterales allá es distinta y resulta difícil vender la idea a ese mercado que estratégico”, puntualizó Zuluaga.

EXPECTATIVAS POSITIVAS POR MEJORÍA EN CONSTRUCCIÓN 

Para Acesco, la perspectiva del 2020 es de un avance importante en los negocios porque el sector viene de casi tres años dramáticos con el decrecimiento de la construcción.
“Sentimos, y por lo que vemos en nuestros colegas, que se puede estar cerca de la recuperación”, a juicio de Zuluaga.

Agregó que “en la medida en que los proyectos disminuían todos los actores íbamos detrás del mismo proyecto, entonces hubo una reducción importante en precios y en márgenes que afectó mucho los resultados de todas las empresas”.

congom@portafolio.co

Compartir