1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada

Empresas

Panorama de las juntas directivas en Colombia y su importancia

Seleccionar de manera inadecuada los integrantes de la junta directiva puede afectar directamente la rentabilidad y sostenibilidad del negocio.

Juntas directivas: ¿adorno o eslabón vital de las empresas?
POR:
Portafolio
febrero 24 de 2020 - 09:56 p.m.
2020-02-24

El primer trimestre del año es clave para que las organizaciones establezcan las estrategias que serán la hoja de ruta para alcanzar los objetivos de negocio, en este proceso la conformación de las juntas directivas es fundamental para una gestión eficiente del desempeño de una compañía.

(Buenas juntas directivas). 

Un estudio realizado por la Superintendencia de Sociedades evidencia que el 65,30% de 5.572 empresas consultadas cuenta con una junta, ya que su rol de dirección y control es cada vez más relevante para asesorar a la gerencia en la creación de las estrategias, aprobar políticas, información financiera y no financiera, etc. Así, la selección de los integrantes de una junta directiva debe ser minuciosa y exhaustiva, puesto que esta puede influir directamente en la rentabilidad y sostenibilidad de un negocio.

(Junta directiva: ¿una moda o necesidad de las empresas?). 
 

Al respecto Margarita Maldonado, Manager de PageGroup -compañía líder de reclutamiento especializado de profesionales- afirma que “Las juntas directivas constituyen la mente creativa y racional de la compañía, son quienes la dirigen y controlan, y cada día tienen más relevancia en empresas que requieren enfrentar los retos de sucesión de sus dueños y sus ejecutivos; así como la presión de las mega tendencias impuestas por la revolución industrial 4.0. Las juntas son decisivas en la capacidad de innovación, administración de crisis y generación de reputación en una compañía”.

¿LO QUE DEBE TENER EN CUENTA PARA CONFORMAR UNA JUNTA DIRECTIVA? 


Para lograr conformar una junta directiva exitosa, Page Executive, marca que pertenece a PageGroup, especifica importantes recomendaciones que se deben tener en cuenta:

1. Determinar el contexto y la realidad de la compañía, de tal forma que se pueda establecer el tipo de miembros que se requieren en términos de experiencia, conocimientos y habilidades.

2. Realizar una evaluación de la junta, para establecer aquellos puntos que son importantes fortalecer o complementar con un nuevo miembro, así como aquellos aspectos que pueden afectar la adecuada toma decisiones, o que estén impidiendo que sus integrantes alcancen potencial para generarle valor a la compañía. Según lo manifiesta Francisco Javier Prada, Oficial de Gobierno Corporativo del International Finance Corporation (IFC) del Banco Mundial “lo ideal es evaluar este organismo cada tres años y establecer las necesidades particulares del mismo, o cuando se han establecido cambios críticos en el negocio que demandan alteraciones en su dirección, o en la propiedad de la compañía. De hecho, los estándares colombianos de gobierno corporativo para empresas listadas y cerradas efectúan esta recomendación”.

3. La asesoría de un tercero es clave, ya que puede entregar una visión integral y global en términos de tendencias, disminuyendo los sesgos que originan los procesos de autoevaluación y trayendo objetividad y formalidad al proceso de selección, logrando atraer candidatos que agreguen valor y cumplan adecuadamente con el rol que les asigna la junta directiva.

(Las juntas directivas y “su deber de liderazgo”). 


4. Establecer el perfil requerido para mejorar el desempeño de la junta y de la compañía, en el cual no solo se evalúe su experiencia y conocimientos técnicos, sino también su nivel de inteligencia emocional, estilo de liderazgo y competencias blandas de cara a la cultura, estrategia y momento de la organización. Así mismo, es importante analizar que quienes sean contemplados para la junta, no tengan ningún tipo de conflicto de interés con la organización y que tenga la disposición y medios para destinar el tiempo suficiente para agregar valor desde su rol.

5. Uno de los principales errores, según Margarita Maldonado, Manager de PageGroup, está en el hecho de no hacer una selección objetiva y remitirse simplemente a referencias de la red de contactos o a información reputacional. No se debe evaluar únicamente su hoja de vida, sino también indagar sobre otros aspectos, debido a que los miembros de junta deben ser disruptivos, innovadores y con afinidad a entender cómo la tecnología puede aportar o interferir en las decisiones del negocio.

6. Comparar varias opciones de candidatos, es algo que usualmente no se hace, pero es una práctica que puede llevar a una toma de decisiones más acertada, evitando que en el corto plazo se deba efectuar un nuevo proceso de elección de miembros.

(Juntas directivas y el mito de los expertos). 


7. El nuevo miembro debe contribuir al mejoramiento de la junta, según Page Executive y la IFC, el miembro seleccionado debe complementar los sistemas de pesos y contrapesos necesarios para la objetividad del organismo, brindando nuevo conocimiento, aportando perspectivas diferentes, o contribuyendo con comportamientos necesarios para facilitar el adecuado proceso de toma de decisiones. Para esto debe reiterarse la importancia de realizar una evaluación de manera profesional, objetiva e idónea, y no simplemente un cumplimiento de estándares exigidos por el mercado o la industria.

8. Una junta directiva ideal es diversa, capaz de tener un pensamiento disruptivo y de entender el negocio con visión prospectiva, al fin y al cabo, son quienes aprueban y supervisan el cumplimiento de la estrategia. Debe estar en capacidad de analizar el contexto y establecer sistemas robustos de administración de riesgos que puedan impactar a la organización. Según Page Executive, una junta debe alinearse con la cultura y el momento de la organización, por esto también es muy importante que los procesos de inducción a los nuevos integrantes les permitan conocer adecuadamente la organización.

9. ¿Cada cuánto debe renovarse la junta directiva? Para Francisco Javier Prada, Oficial de Gobierno Corporativo del International Finance Corporation (IFC) del Banco Mundial “ los cambios deben ser escalonados, no se trata de hacerlo por completo con todos los integrantes, un miembro de junta en Colombia permanece en su cargo 8.5 años en promedio, lo cual puede ser muy prolongado frente a las tendencias globales y las necesidades de renovación que están imponiendo los inversionistas, según las cuales cada vez se integran personas con mayor conocimiento en tecnología, más jóvenes, y cada vez más mujeres. A modo de ejemplo la permanencia de un miembro de junta en el Reino Unido es de 4.4 años y en la mayoría de los mercados desarrollados inferior a 7 años”.

10. ¿Cómo debe ser la junta directiva ideal? Las juntas deben estar en constante evolución, y solo las que están abiertas a la renovación y al mejoramiento constante entendiendo que son conformadas por seres humanos con comportamientos y sesgos, pueden llevar a cabo acciones que logren su constante mejoramiento.

“Los criterios para seleccionar los integrantes de este organismo deben obedecer a una reflexión y a un examen de lo que requiere la empresa y la junta, y preferiblemente que sea por medio de una evaluación de desempeño de este órgano. Sin embargo, un aspecto que debo destacar es que las compañías deben ser claras en el aporte que debe efectuar el miembro elegido, y establecer si este cuenta con la disposición y el tiempo adecuado, pues de nada sirve tener miembros con alto conocimiento y reputación, sino asisten o no preparan las juntas”, comentó Francisco Javier Prada, Oficial de Gobierno Corporativo del International Finance Corporation (IFC) del Banco Mundial.

Recomendados

  • NEGOCIOS
  • TENDENCIAS
  • OPINIÓN
  • MIS FINANZAS

Compartir