1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada

Negocios

Expectativa por relación comercial Colombia-Brasil con Bolsonaro

El ultraderechista representa para algunos sectores una liberalización económica, mientras que para otros puede significar proteccionismo.

Bolsonaro

Jair Bolsonaro, presidente electo de Brasil.

REUTERS

POR:
Portafolio
octubre 30 de 2018 - 09:38 a.m.
2018-10-30

Pocas horas duró la alegría y el ambiente de confianza entre los operadores de la bolsa de Sao Paulo frente a la agenda del presidente Jair Bolsonaro, electo el pasado domingo. El índice Bovespa, la referencia del país, subió con fuerza el lunes hasta un 3% y luego retrocedió para perder 2,24% al término de la jornada.

(Lea: Bolsonaro: el narcisista, autoritario, mesiánico...)

No obstante, la designación del ultraderechista Bolsonaro genera una expectativa de mejoras económicas en Brasil, centradas en aplicar un plan basado en privatizaciones, descentralización y más ajuste fiscal. Es una receta que le cae bien a Colombia, que tiene al país vecino como séptimo destino de exportaciones y cuarto de importaciones.

(Lea: ¿Quién es Jair Bolsonaro y por qué llegó a la presidencia de Brasil?)

De acuerdo con Matías Franchini, doctor en relaciones internacionales y profesor de la Universidad del Rosario, la agenda de economía más liberal del presidente brasileño electo ofrecía una mejor perspectiva de crecimiento que la de Fernando Haddad.

“Tiene una perspectiva de mejor performance económico de Brasil. Que la principal economía de la región vuelva a una senda de estabilidad y de crecimiento es positivo para América Latina y Colombia”, sostiene.

Del mismo modo, Franchini señala que seguramente será más fácil invertir en Brasil y que también es posible que haya una nueva ola de internacionalización, en la medida que la economía se recupere.

“Hay que ver en qué medida Brasil, bajo la presidencia de Bolsonaro, va a hacer un proceso profundo de privatización de la inversión pública. También, si se interesa por la Alianza del Pacífico, lo que de alguna forma converge en la posición que Colombia tiene frente a lo que es el comercio internacional”, aclara.

Julián Arévalo, decano de la Facultad de Economía de la Universidad Externado, explica que Bolsonaro en el poder representa un reto importante para el país en la medida que podría entrar en una lógica proteccionista como en el caso de Estados Unidos.

“Si bien algunos sectores económicos se mostraron satisfechos con esta decisión de los brasileños, siempre queda la preocupación por lo que se conoce en la literatura como el autoritarismo burocrático, que en principio busca defender los intereses de los sectores económicos más representativos del país, pero que al mismo tiempo entra en una lógica de defenderse de lo que podrían ser los intereses de otros países y, en ese sentido, ataca los beneficios que se pueden obtener de una relación comercial positiva entre los dos países”.

Arévalo también agrega que esta fue una de las experiencias que tuvieron los países del cono sur durante las dictaduras en los años 70 y que en buena medida terminaron esos sistemas de gobierno.

Por su parte, Francisco Solano Suárez, director ejecutivo de la Cámara Colombo – Brasilera, destaca que ya el 97% de los productos que se comercializan entre los dos países tienen arancel cero, pero que siempre hay oportunidades de negocio.

“No es que vayamos a encontrar nuevas oportunidades en cuanto a estímulos al comercio, pero lo que sí seguramente se va a dar es un trabajo para facilitar mucho el intercambio comercial y la apertura, es decir, aspectos para hacer que lo que tenemos camine de una manera más eficiente”, menciona.

El directivo sostiene además que siempre hay oportunidades de negocios, dado que Colombia y Brasil han venido trabajando unos acuerdos de facilitación de inversión extranjera para estar más dinámicos entre los dos países.

Colombia está en la agenda de las empresas brasileras, cada vez recibimos más misiones de diferentes tipos, como en el área de cosméticos, software, farmacéuticos y en el área de la tecnología, donde hay mucho interés entre ambos países”, puntualiza.


Iván Ricardo Torres
Portafolio.co

Compartir