1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada
Francisco Miranda Hamburger
Editorial

El gabinete a los Pdet

La ejecución de los programas de desarrollo territorial en estas zonas, golpeadas por la guerra, mitiga la ausencia histórica del Estado.

Francisco Miranda Hamburger
Director de Portafolio
POR:
Francisco Miranda Hamburger
noviembre 01 de 2019
2019-10-31 09:01 p.m.
https://m.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2019/09/16/5d7ff0bcd1bd5.png

Este viernes los miembros del gabinete nacional se trasladan a 16 distintas regiones donde avanzan los Programas de Desarrollo con Enfoque Territorial (Pdet).

Los ministros del gobierno Duque visitarán e inaugurarán obras en estas 16 zonas que cobijan a 170 municipios priorizados por haber sido afectados por el conflicto, por sus altos niveles de pobreza, por su débil presencia institucional y por la existencia de cultivos ilícitos y otras economías ilegales.

El traslado del gabinete presidencial es más que simbólico. Estos Pdet están en el corazón de la política gubernamental de implementación del Acuerdo de Paz. Por eso mismo, también el tamaño de sus presupuestos, entre otros aspectos, son objeto de fuertes críticas por parte de los opositores a la Casa de Nariño.

Para la oposición el compromiso político y financiero del Gobierno Nacional con el Acuerdo de Paz, no es el más firme, por el origen ideológico de la actual administración.
Lo anterior habría conducido a una implementación mucho menos ambiciosa.

Dentro de los distintos puntos a realizar del Acuerdo de Paz -desarrollo rural, participación política, fin del conflicto, drogas y víctimas- los Pdet, a cargo de la Consejería Presidencial para la Estabilización, constituyen uno de los compromisos que registran un mayor avance en la administración Duque.

Estos programas se están desplegando en un conjunto de territorios que cubren 19 departamentos, 11 mil veredas, 6,6 millones de colombianos- incluidas 2,5 millones de víctimas del conflicto- y un cuarto de la población rural del país.

Las 16 regiones sufren además una inmensa brecha social y de infraestructuras básicas en comparación con el resto de zonas urbanas e incluso rurales. Los Pdet estarían diseñados para buscar el cierre de esas diferencias en un período estipulado de 15 años.

El gobierno Duque recibió una herencia de dos planes de acción aprobados e impulsó la aprobación de los restantes 14 en un año. Los 16 planes resultantes contienen más de 32 mil iniciativas a desarrollar en estos 170 municipios, en áreas como reconciliación, salud, educación, vivienda y reactivación y producción agrícola.

Visto desde el cúmulo de necesidades básicas insatisfechas y de las carencias de estas localidades y regiones, no hay presupuesto de implementación del Estado que pueda pagar esa deuda histórica.

No obstante, el Plan de Desarrollo destina unos 37 billones de pesos en inversiones para la paz con un foco en los municipios Pdet. En los tres años restantes del Gobierno se plantea asimismo invertir casi tres billones de pesos en recursos de regalías.

La apuesta de este a una financiación conjunta que incluye al sector privado. El mecanismo de “Obras por impuestos” -que consiste en que los contribuyentes destinen una parte de su impuesto de renta a proyectos en estos territorios- ha logrado jalonar más de 348 mil millones en 40 iniciativas.

Si bien los Pdet tuvieron un componente de participación ciudadana, se viene el reto de los nuevos gobernantes locales en los municipios priorizados. Sería crucial que los alcaldes que toman posesión en enero integren estas iniciativas en sus planes de desarrollo a realizar.

Con la ejecución de estos Pdet, prácticamente programas de desarrollo regionales, el Estado colombiano está iniciando una presencia institucional que requiere tanto la participación como la veeduría de actores sociales, comunidades, mandatarios locales y la oposición.

La implementación del Acuerdo de Paz por parte del gobierno Duque cuenta en estos planes de acción de los Pdet con una hoja de ruta clara para llevar el Estado con obras y soluciones a estas zonas golpeadas por la guerra.

Francisco Miranda Hamburger
framir@portafolio.co
@pachomiranda

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes