1 / 7
Contenidos vistos este mes
Disfrute de contenido ilimitado sin costo
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese
Ya completó los artículos del mes.
Sabemos que le gusta estar informado Disfrute de acceso ilimitado al contenido, boletines noticiosos y más beneficios sin costo.
¿Ya tiene una cuenta? Ingrese Volver a la portada
Luis Guillermo Plata Páez
columnista

Bogotá 2020, ni un paso atrás

Elijamos en Bogotá transparencia, conocimiento y continuidad en las obras que necesitamos para garantizar una vida mejor. 

Luis Guillermo Plata Páez
POR:
Luis Guillermo Plata Páez
octubre 02 de 2019
2019-10-02 09:12 p.m.
https://m.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/19/56c7cd0d20472.png

En la próxima elección de Alcalde para Bogotá, nos jugamos mucho más que 4 años de administración. Nos jugamos un modelo de ciudad que hasta ahora empieza a desarrollarse, y que necesita continuidad para ejecutar proyectos en curso antes que hacer “borrón y cuenta nueva”.

Enrique Peñalosa llegó al Palacio Liévano con grandes planes para Bogotá, la mayoría de los cuales, pese a un trabajo serio y dedicado, no alcanzó a contratar. Esas grandes obras están por iniciar y es, precisamente aquí, donde la ciudad no puede echar para atrás. Tenemos por ejemplo el metro, cuya licitación podría adjudicarse, pero poco probable que se alcance a contratar en los tres meses que restan para terminar la actual administración.

En lo que respecta a la ALO, con gran esfuerzo, se logró recuperar los predios invadidos del tramo Sur y está en proceso de firmar el convenio con el Gobierno Nacional para reactivar su construcción.

En cuanto a TransMilenio, en este momento están diseñados, financiados y en proceso de licitación los tramos Av. Ciudad de Cali-Soacha, Avenida 68 y la Séptima, pendiente de una decisión judicial.

Otros ejemplos son, la ampliación de la Calle 13 de seis a doce carriles cuyos diseños y cierre financiero están casi listos, y la descontaminación del río Bogotá, si la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales de Canoas, proyecto que ya tiene cierre financiero y está en proceso de licitación se construye pronto.

Tenemos una ciudad que está cambiando, pero la transformación aún es frágil, y va a depender de quién llegue a dirigir su destino. Lo que Bogotá necesita es un gran gerente que nos asegure la conclusión de lo que viene. Ser buen gerente no se improvisa, es algo que se obtiene a punta de experiencia.

A menos de un mes de las elecciones, tres candidatos están casi empatados según la última encuesta publicada por Guarumo.

Claudia López, quien se ha destacado como periodista y Senadora, pero sin experiencia gerencial salvo la Dirección de Acción Comunal en el primer mandato de Peñalosa, de donde salió muy cuestionada.

Carlos Fernando Galán, un buen legislador, primero como Concejal y luego como Senador, pero que nunca ha administrado nada más allá de su Unidad de Trabajo Legislativo y las 6 personas que la integran.

Y Miguel Uribe, que siendo el más joven de los candidatos, es el único con experiencia gerenciando a Bogotá. Fue Concejal y Presidente del Concejo, pero lo más importante, fue Secretario de Gobierno de Bogotá, el segundo puesto más importante de la ciudad, durante tres años y Alcalde Encargado en 25 ocasiones.

Su experiencia y conocimiento, así como su programa son garantía de que lo que está en curso va a ser concluido, pues él ha sido parte de su génesis, y es el único de los tres candidatos que no llegará al Palacio Liévano a aprender y a improvisar.

Sin ir más lejos, veamos el ejemplo de Barranquilla o de Medellín ciudades que han podido construir proyectos de largo plazo y cuyos ciudadanos hoy comprenden que ésta es la clave del éxito para que la cuidad progrese. Elijamos transparencia, conocimiento, y continuidad en las obras que todos necesitamos para garantizar una vida mejor.

Luis Guillermo Plata
Exministro de Comercio, Industria y Turismo

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes